SOBRE LOS ATAQUES DE LOBOS

Carta publicada en la sección de "Cartas al director" del Adelantado de Segovia, enviada por Rodrigo Suárez Robledano, Jefe del Servicio Territorial de Medio Ambiente.
En la edición del diario de su muy digna dirección de fecha 25 de marzo del presente año y en la sección “Cartas al Director”, aparece un escrito titulado “Ataques de lobos al ganado”, suscrito por don Juan José Romano López que, en mi entender, requiere de una serie de matizaciones:

En primer lugar, no existe “oscurantismo” de la Administración Regional respecto de la presencia del lobo (Canis lupus L.) en nuestra provincia. Lo cierto es que la presencia del mismo en Segovia vuelve a constarse a finales de la pasada década, si bien resultando muy complicado definir qué zonas están colonizadas por dicha especie y cuáles no, toda vez que un individuo de la misma puede recorrer en una sola noche distancias superiores a la cincuentena de kilómetros.
Por tanto, manifestando mis reservas sobre si el autor de la misiva está capacitado para diferenciar un ataque de un lobo del de un perro, lo que sí está constatado y viene siendo situación común en los últimos años, y más aún en la zona de la sierra segoviana, es la frecuencia de ataques de perros asilvestrados al ganado, animales que, por otra parte, no presentan respecto del hombre el temor instintivo que sí siente hacia el mismo el lobo. Contra esta situación se lucha autorizando a los titulares cinegéticos, a solicitud de los mismos, el control de perros asilvestrados, que se viene realizando de modo habitual.
Precisamente para dilucidar a qué especie puede corresponder el ataque y apoyar en lo necesario al ganadero que pueda sufrir un ataque en su cabaña por cánidos, salvajes o asilvestrados, la Junta de Castilla y León cuenta con su guardería medioambiental, que acude a comprobar e informar todos y cada uno de los siniestros de los que tiene noticia a través de los propios ganaderos, las Secciones Agrarias Comarcales o los propios Sindicatos Agrarios.
Además y desde hace dos años, la Consejería de Medio Ambiente tiene establecido un sistema asistencia a domicilio a los ganaderos que puedan sufrir este tipo de ataques, con la finalidad del prestar el apoyo necesario para la tramitación del expediente del seguro respectivo o, en su caso, del cobro de la franquicia correspondiente. Además, se elaboran los informes necesarios y se constata el origen del ataque, con la finalidad de contar con datos adecuados de cara a la posibilidad de adoptar medidas orientadas a disminuir la presión del lobo sobre el ganado, si es el causante del ataque y dichos ataques no son meramente esporádicos. Esta asistencia, que atiende al ganadero en menos de 24 horas, se puede recabar de los siguientes teléfonos:

649821169; 654337506;

983390267; 980671307

La puesta en marcha de este servicio de asistencia se puso en conocimiento del sector a través de la difusión de trípticos explicativos en las secciones agrarias comarcales, en las oficinas de guardería medioambiental y su remisión a los sindicatos agrarios.
El lobo es una especie “no cinegética” al sur del Duero, en cumplimiento de una directiva de la Unión Europea que, lógicamente, vincula a nuestro país. Ello supone que goza de un determinado estatus de protección, si bien la propia normativa establece bajo qué condiciones y en qué muy especiales circunstancias puede llegar a ser objeto de control, el cual, en todo caso, será realizado por la Administración.
De esta situación en absoluto cabe colegir que la especie “está siendo fomentada desde las instituciones”, como indica el autor de la misiva. No obstante, esta Administración no puede sino dar cumplimiento a la normativa vigente y, desde luego, velar por una adecuada compatibilidad entre la existencia, adecuadamente proporcionada, de una especie vinculada a nuestro medio natural, y los legítimos intereses de los ganaderos.

FUENTE:
EL ADELANTADO DE SEGOVIA
Súbelo a Google Plus

Uge

    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 Personas han dejado sus comentarios:

Publicar un comentario